martes, 10 de abril de 2018

Siria se pone en alerta y moviliza sus tropas por un posible ataque de Estados Unidos

Las fuerzas gubernamentales sirias y sus aliados movilizaron hoy a sus tropas para repeler un posible ataque estadounidense, un día después de que Washington amenazara con una acción militar en Siria, con o sin el visto bueno de la ONU.
El Observatorio Sirio de Derechos Humanos, una ONG afín a la oposición, aseguró que la comandancia de las fuerzas gubernamentales envió telegramas a sus integrantes convocando a movilizarse durante 72 horas en todas las bases y aeropuertos castrenses de Damasco y su periferia.
Esta orden también afecta a las posiciones gubernamentales en las provincias de Al Sueida (sur), Hama y Homs (centro), Tartús y Latakia (noroeste) y Deir al Zur (noreste).

La ONG con sede en Londres indicó que los aliados extranjeros de las fuerzas gubernamentales sirias, entre los que hay rusos, iraníes y libaneses, también recibieron instrucciones de permanecer alerta.
El ataque químico -aún no comprobado- el sábado pasado contra la población de la ciudad de Duma, último foco rebelde en la región de Guta Oriental, desató una nueva crisis diplomática y militar entre Damasco, sus aliados (Rusia Irán) y Estados Unidos, que amenazó incluso con emprender acciones militares sin el respaldo del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.
La Sociedad Médica Siria Americana y la Defensa Civil Siria, ambas organizaciones apoyadas por Washington, aseguraron que al menos 42 personas fallecieron el sábado con síntomas de haber sufrido un ataque con sustancias tóxicas.
Ninguna otra fuente ha confirmado que se tratara de un bombardeo con armamento químico y tanto Damasco como Moscú niegan el empleo de esta clase de armas en Duma.
No obstante, el presidente estadounidense, Donald Trump, prometió anoche responder "contundentemente" al supuesto ataque químico perpetrado en Guta Oriental, una región de la periferia de Damasco donde el ejército sirio desarrolla una ofensiva militar para expulsar a las milicias opositoras.
Por su parte, la embajadora norteamericana ante la ONU, Nikki Haley, sostuvo que"la historia registrará este como el momento en el que el Consejo de Seguridad cumplió con su deber o demostró su fracaso total y completo para proteger a los sirios. De cualquier manera, Estados Unidos responderá".
Hace un año Trump ordenó lanzar decenas de misiles contra la base aérea siria de Al Shairat, en la provincia central de Homs, como represalia por el ataque químico en la localidad de Jan Shijún, donde murieron más de 80 personas y del que la ONU culpó al gobierno de Damasco.
Las réplicas por parte de Siria y sus aliados no se hicieron esperar y contribuyeron a elevar la tensión global.
En tanto, la cancillería rusa convocó hoy al embajador de Israel en su país, Harry Koren, para hablar de la situación en Siria y en particular del bombardeo al aeropuerto militar sirio T4 producido ayer, ataque que tanto Moscú como Damasco le adjudican a Tel Aviv.
"Voy a mantener hoy una reunión con el embajador de Israel. Le hemos invitado para hablar de Siria", dijo a la prensa Mijaíl Bogdanov, vicecanciller ruso que adelantó que también abordarán "la situación en la Franja de Gaza, los contactos bilaterales. Estamos interesados en ese diálogo porque los acontecimientos se desarrollan muy rápido en Cercano Oriente".
Sin acusar a nadie en particular, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, repudió hoy el supuesto ataque químico en Duma, cerca de Damasco, y prometió que sus responsables pagarán un "alto precio".
"Quienes hayan hecho esa masacre, sean quienes sean, pagarán un alto precio por ello", dijo el mandatario en el Parlamento de Turquía, durante un discurso a su partido, el islamista Justicia y Desarrollo (AKP).
MÁS EN MSN

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

NOTICIAS MAS DESTACADAS

PERIODICOS

REGIONALES

DESTACADA