martes, 17 de julio de 2018

Trump desata una tormenta al dar más credibilidad a Putin que a sus propias agencias de inteligencia

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha dado este lunes más credibilidad a Vladímir Putin que a sus propios servicios de inteligencia con respecto a la supuesta injerencia de Rusia en las elecciones presidenciales de 2016 que le llevaron a la Casa Blanca, interferencia que Moscú niega.
A falta de acuerdos que promocionar en la primera cumbre formal entre ambos líderes, la cuestión de la presunta interferencia rusa ha eclipsado el resto de problemas de la deteriorada relación bilateral, y ha evidenciado de nuevo la brecha entre el magnate y sus propias agencias de inteligencia.
"Me dijeron que creen que fue Rusia. Y el presidente Putin me acaba de decir que no es Rusia. Diré lo siguiente: no veo ninguna razón por la que debería serlo", ha declarado Trump, de pie junto al ruso, en una conferencia de prensa al término de su cumbre de cuatro horas en Helsinki.

"Tengo una gran confianza en mi gente de inteligencia, pero les diré que el presidente Putin fue extremadamente contundente al negar eso hoy", ha subrayado Trump.
"El presidente Putin me acaba de decir que no fue Rusia. Diré lo siguiente: no veo ninguna razón por la que debería serlo" Trump
No es la primera vez que Trump pone la negativa de Putin por encima de las garantías de su propio Gobierno, algo que ha hecho varias veces desde antes incluso de llegar al cargo, claramente incómodo con la idea de que un actor externo pudiera contribuir a su ascenso al poder.
Pero nunca antes lo había hecho en una conferencia de prensa con Putin al lado, y en un momento en el que la investigación de la trama rusa que dirige el fiscal especial Robert Mueller ha cobrado fuerza, con la acusación presentada el viernes contra 12 agentes de inteligencia de Moscú.
"La investigación es un desastre para nuestro país", ha afirmado Trump, que la llama "caza de brujas" por considerar que está políticamente motivada. "Nos ha mantenido separados (a EEUU y Rusia). Ha tenido un impacto negativo en la relación de las dos mayores potencias nucleares del mundo", ha lamentado.

Ola de rechazo de todos los sectores de EEUU

Las palabras de Trump han generado gran rechazo en EEUU. El líder de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, le ha pedido que asuma que Putin "no es su aliado". Otro destacado republicano, Newt Gingrich, las considera "el error más serio de su presidencia" y ha exigido una rectificación "inmediata"
No es el único compañero de partido que ha cargado contra él. El senador Mitt Romney sigue considerando a Rusia "el adversario geopolítico número uno" de EEUU y considera las declaraciones "vergonzosas y perjudiciales" que "rebajan nuestra integridad nacional y nuestra credibilidad global".
Sus palabras le han valido críticas de dos exdirectores de la CIA, Michael Hayden (2006-2009) y John Brennan (2013-2017).
Y también del exdirector de la CIA James Comey, con el que mantiene una guerra: "Hoy es el día en que un presidente de EEUU compareció en el extranjero junto a un asesino mentiroso y se negó a respaldar a su propio país. Los patriotas deben alzarse y rechazar el comportamiento de este presidente".
This was the day an American president stood on foreign soil next to a murderous lying thug and refused to back his own country. Patriots need to stand up and reject the behavior of this president.
"Hemos sido tajantes en nuestras conclusiones de que Rusia medró en las elecciones de 2016 y sobre sus esfuerzos perversos, que aún continúan, para socavar nuestra democracia", ha señalado por su parte el director de Inteligencia, Dan Coats.
Coats apunta que "el papel de la comunidad de inteligencia" es proveer al Gobierno de la "mejor información" disponible basada siempre en "hechos" contrastados. "Continuaremos suministrando informes sin matices y objetivos en defensa de nuestra seguridad nacional", ha concluido.
Hillary Clinton, que la víspera había preguntado a Trump si sabía "en qué equipo juega", ha lanzado un mensaje demoledor en forma de autorespuesta: "Ahora ya lo sabemos".
Tan fuerte ha sido la ola de críticas que Trump se ha visto obligado a rectificar y ha asegurado en Twitter que tiene una "gran confianza" en los servicios de inteligencia estadounidenses.
"Como he dicho hoy y muchas veces anteriormente: 'Tengo una GRAN confianza en MI gente de inteligencia'. Sin embargo, también me doy cuenta de que para poder construir un futuro más brillante, no podemos centrarnos exclusivamente en el pasado", ha escrito en la red, y ha insistido en que Rusia y EEUU deben llevarse "bien" al ser "las dos mayores potencias nucleares".
As I said today and many times before, “I have GREAT confidence in MY intelligence people.” However, I also recognize that in order to build a brighter future, we cannot exclusively focus on the past – as the world’s two largest nuclear powers, we must get along!
Por lo demás, Trump ha defendido su intento de buscar un deshielo en las relaciones con Rusia, al asegurar que "incluso durante las tensiones de la Guerra Fría, cuando el mundo era muy diferente, Rusia y EEUU pudieron mantener un buen diálogo".
El magnate ha minimizado las críticas que ha recibido en su país por no adoptar una postura más dura ante Rusia, e insistió en que su voluntad de acercamiento es "buena para el mundo". "Prefiero asumir un riesgo político en aras de la paz que arriesgar la paz en aras de la política", ha destacado.}

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

NOTICIAS MAS DESTACADAS

PERIODICOS

REGIONALES

DESTACADA